El Caballo de Troya del Género (y otros terribles cuentos)

Considero, personalmente, que una buena narrativa ficticia ayuda a distraer nuestra mente de los problemas cotidianos (por ejemplo, dejar de pensar en el típico amigo homofóbico y machista). Pero el contenido ficticio que me dispongo a analizar hoy, por demás, es terrible en todo sentido.   Se trata de una imagen que me llegó en…